ARROZ CON MANZANA Y NUECES

Arroz con manzana y nueces
pinit

“Quién tiene un amigo, tiene un tesoro” y por suerte, tengo amigos que me regalan fruta directamente del árbol a la mesa. Así que, puedo disfrutarla tanto fresca como haciendo ricas recetas para ir dándoles salida. Sí, has oído bien, la fruta es un ingrediente perfecto para hacer recetas dulces y también saladas.

Si eres de los que nunca te faltan manzanas en casa te propongo que hagas esta receta de arroz con manzana y nueces. Un plato completo, muy nutritivo y con un contraste de sabores único. Sal de tu zona de confort y atrévete a introducir nuevas y diferentes formas de cocinar arroz, además de sencillas y con unos ingredientes muy de andar por casa.

¿Qué te aporta este arroz con manzana y nueces?

Como he comentado antes, este plato es por sí sólo muy completo, acompáñalo de una ensalada sencilla y ya tendrás una comida con todo lo que necesitas para tu día.

El arroz te aportará energía de calidad gracias a su riqueza en hidratos de carbono siendo el más abundante el almidón que nuestro organismo absorbe con lentitud y así nos proporciona la energía gradualmente sin picos de glucosa en sangre, muy importante para las personas diabéticas. Posee una cantidad de proteínas considerable y no contiene gluten, por lo que es perfecto para celíacos y personas sensibles al gluten.

A nivel nutricional, las nueces destacan por ser uno de los alimentos más ricos en grasas saludables (omega 3 y omega 6) que protegen al corazón y ayudan a reducir el colesterol.

Y por último, de la manzana destacar su efecto saciante por ser rica en fibra además del aporte de vitaminas y minerales, entre los cuales destaca la vitamina C, E y el potasio.

Ya tienes motivos para preparar este plato de arroz con manzana y nueces, una combinación de sabores que no te dejará indiferente. ¿Te animas a hacer la receta?

Si te ha gustado, ¡compárte!

ARROZ CON MANZANA Y NUECES

Dificultad: Principiante Tiempo de preparación 10 minuto(s) Tiempo de cocción 20 minuto(s) Tiempo total 30 mins
Raciones: 2
Mejor temporada: Adecuado durante todo el año

Descripción

Una receta fácil y rápida de preparar con la que tendrás un plato súper completo

Necesitarás

Cómo hacer arroz con manzana y nueces

  1. Reúne los ingredientes, que son sólo seis.

    Empieza troceando la cebolla y el ajo en cuadrados pequeñitos. Pon una cazuela o sartén a calentar con una cucharada de aceite de oliva virgen extra. Cuando esté caliente el aceite, añade la cebolla y el ajo y espera a que cojan color.

  2. Añade el arroz junto con las nueces que has troceado con las manos.

    No es necesario que utilices una picadora, que se noten los trozos de nuez cuando sirvas el plato. Rehoga todo junto durante unos minutos.

  3. Sube el fuego al máximo y añade un vaso de caldo vegetal o agua.

    Deja que se consuma. Cuando ocurra esto, baja el fuego, añade el resto del caldo y tapa la cazuela dejando que se cocine unos 15 minutos. Respecto a la cantidad de caldo o agua a añadir, generalmente por una taza de arroz es una y media de agua.

  4. Mientras se cocina tu arroz.

    Lava la manzana y córtala en dados más o menos iguales. No es necesario pelar la manzana, pero si quieres puedes hacerlo. Una vez pasen los 15 minutos de cocción, destapa y añade la manzana mezclándolo todo bien. Vuelve a tapar la cazuela y deja cocinar durante 5 minutos más.

    Y ya esta listo para disfrutar.

Información Nutricional

Cantidad por porción
Calorías 424kcal
% Valor diario *
Grasa total 21.3g33%
Grasa saturada 1.8g9%
Sodio 5mg1%
Potasio 283.7mg9%
Carbohidratos totales 54.2g19%
Fibra dietética 2.38g10%
Azúcares 6g
Proteína 7.7g16%

Vitamina C 8.5 mg
Calcio 4.1 mg

* Los valores porcentuales diarios se basan en una dieta de 2,000 calorías. Su valor diario puede ser mayor o menor según sus necesidades calóricas.

Notas

  • El arroz con manzana y nueces es un plato ideal para una alimentación vegetariana y para las personas que son celíacas o con sensibilidad al gluten. ¡Cuidado! los alérgicos a los frutos secos (no puede ser todo bueno en esta vida).
  • Puedes sustituir las nueces por cualquier otro fruto seco o hacer una combinación de varios, como unas almendras, piñones o anacardos. Y también utilizar alguna especie para darle un toque más personal; le viene bien la pimienta, curry o incluso canela.

Me encantaría saber que la has hecho y qué te ha parecido la receta, si tienes alguna sugerencia o si te ha surgido alguna duda o consulta sobre la preparación.

Ana Tu Nutricionista

Dietista-Nutricionista

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *